Descubre el lomo ibérico de bellota

Lomo ibérico de bellota Carrasco

Dicen que del cerdo, hasta los andares. ¡Y qué gran verdad! Secreto, solomillo, costillas… Y también los derivados curados, porque entre ellos se encuentra uno de los reyes de nuestra gastronomía: el jamón. Pero no es el único que ocupa el trono en nuestras comidas: hoy nos queremos centrar en el lomo ibérico de bellota, que bien merece toda nuestra atención (y la de nuestro paladar).

Al igual que el jamón ibérico, el lomo ibérico es todo un manjar. Se trata de una de las piezas más nobles del cerdo, pues su corte apenas tiene manipulación y en el caso de Carrasco ibéricos, se embucha en una tripa natural, lo que convierte al lomo ibérico en una pieza única de la gastronomía española. Y ya que hemos comenzado este artículo a golpe de refrán, lo continuamos: ¡que no nos la den con queso! Porque no cualquier lomo reúne estas características.

El cerdo ibérico: genes de lujo

Que sin cerdo no hay lomo es una obviedad, pero para obtener el lomo ibérico perfecto, necesitamos una buena materia prima: el cerdo ibérico alimentado de bellotas . Y aunque esto pueda parecer otra evidencia, está lejos de serlo. Para que el animal quede bautizado como tal, tiene que reunir una serie de requisitos. De hecho, Carrasco Ibéricos tiene su propia raza fruto de la selección durante años de diferentes estirpes de ibérico, pero ¿qué es lo que hace que un cerdo sea ibérico de bellota?

  • Su ADN. La raza ibérica es única, y sólo se da en nuestra península.
  • Cuestión de piel: es el rasgo más distintivo. La piel del cerdo ibérico es más oscura que la del blanco, ya que está preparada para adaptarse a los cambios de tiempo.
  • Piernas de escándalo: las patas de los cerdos ibéricos son altas y estilizadas, lo que les permite dar largas caminatas para mejorar la calidad de su carne.
  • Estilo de vida y alimentación es la principal diferencia: el cerdo blanco se cría en granjas, tiene un espacio muy reducido para él y se alimenta únicamente de pienso. En cambio, el cerdo ibérico —y en concreto el de Carrasco Ibéricos— campa a sus anchas en la dehesa que la compañía familiar tiene en Jerez de los Caballeros (Extremadura) y se atiborra de bellotas frescas, grandes y maduras durante la época de montanera (período del año entre noviembre y marzo en el que se produce la caída de las bellotas de las encinas y alcornoques y el cerdo puede alimentarse de ellas).
  • El tiempo, oro intangible: los cerdos blancos viven una media de ocho meses, ya que su genética hace que se desarrollen rápidamente. El cerdo ibérico de bellota, en cambio, vive un mínimo de 14-18 meses, ya que su crecimiento y desarrollo es más lento.
Cerdos ibéricos de bellota carrasco en montanera

¿Cómo saber cuando estás ante un lomo ibérico de bellota?

Ahora ya nos hemos convertido en unos expertos en el cerdo ibérico, pero nos toca ir un paso más allá, porque a la hora de adquirir lomo ibérico de bellota no podemos comprobar el color de piel del cochino o si ha agotado las existencias de bellotas de la dehesa. Para elegir un buen lomo ibérico de bellota tenemos que estar atentos a sus características organolépticas:

  • Olor: al adobo (a base de pimentón, en el caso de Carrasco, de Pimentón de la Vera, ajo y sal).
  • Apariencia: suele tener un tono rojo brillante que adquiere gracias al adobado, combinado con vetas de grasa infiltrada procedente de la alimentación del animal con bellotas. Estas vetas de grasa solo aparecen en las razas ibéricas, porque estos cerdos pueden acumular más grasa subcutánea e infiltrarla en el músculo.
  • Sabor: aquí no hay lugar a dudas, la jugosidad y la sensación de sabor lineal desde que entra a la boca hasta el regusto es innegable si estamos ante un lomo ibérico de bellota.
  • Textura: por el tipo de corte de la pieza, está prácticamente limpia de grasa exterior. Al masticarlo, aporta una sensación agradable por la unión de la carne con las vetas de grasa que le aporta la bellota.
  • Curación: el lomo ibérico de bellota permanece durante 6 meses, en el caso de Carrasco Ibéricos, en los secaderos de Guijuelo donde recibe los vientos de la Sierra de Gredos y Béjar, y su proceso de curación es totalmente natural.
Un buen lomo ibérico de bellota, cortado en lonchas

Propiedades del lomo ibérico de bellota

No debe preocuparte comer este manjar en plena revolución de la vida sana, porque forma parte de ella. De hecho, desde la Sociedad Española de Nutrición se afirma que “el cerdo ibérico es un olivo con patas”, porque sus propiedades coinciden con muchas de las que posee el AOVE. Por lo que, consumido con moderación, es beneficioso para nuestra salud por la cantidad de beneficios que puede aportarnos:

  • Nos aporta una gran dosis de proteínas gracias a los aminoácidos esenciales que contiene.
  • Es rico en grasas monoinsaturadas debido a la alimentación basada en bellotas (este fruto seco está compuesto por más de un 65% de ácidos grasos saludables), lo que lo convierte en un alimento antioxidante y antiinflamatorio a nivel vascular.
  • Al igual que el jamón ibérico de bellota, posee un alto contenido de ácido oleico, por lo que su consumo nos puede ayudar a reducir el colesterol.
  • Posee grandes cantidades de hierro de fácil absorción.
  • Es rico en vitamina B1 y B3 (muy beneficiosa para la prevención de la diabetes o la artritis).
El mejor lomo ibérico de bellota Carrasco

Después de leer este artículo no cabe duda de que te has convertido en un/a experto/a en la materia, pero si hay algo que nos queda aún más claro es que debes tener unas irremediables ganas de disfrutar de una buena pieza de lomo ibérico de bellota.

En Carrasco tenemos nuestro propio lomo ibérico de bellota, y aquí te dejamos la nota de cata:

NOTA DE CATA LOMO IBÉRICO DE BELLOTA CARRASCO

Raza: ibérica, raza Carrasco.

Origen: Guijuelo / Salamanca

Alimentación: bellota.

Vista: veteado, de color intenso anaranjado debido a su condimentación con Pimentón de La Vera.

Olfato: aromas a bellota, suave.

Textura: jugosa gracias a la infiltración grasa propia de cerdos ibéricos de bellota.

Gusto: agradable con un toque “dulzón”.

Curación: 6 meses.

Descubre más sobre el lomo ibérico de bellota Carrasco

El equipo de Triticum ganador en el Desafío Pan Ibérico Carrasco de Madrid Fusión

Cansados pero muy contentos, así nos sentimos en el equipo de Carrasco Ibéricos tras tres días en Reale Seguros Madrid Fusión, uno de los congresos gastronómicos más importantes de nuestro país.

Un año más nuestro stand ha sido un hervidero de amigos, clientes, periodistas y curiosos que no querían dejar pasar la oportunidad de disfrutar de nuestros ibéricos de sabor único.

Pero, sin duda, el éxito de nuestro paso por el congreso ha venido de la mano de los 6 panaderos finalistas a nuestro I Desafío Pan Ibérico Carrasco. Un concurso que planteaba el reto de encontrar un pan que no sólo estuviera a la altura de nuestro jamón, si no que resaltara todas sus características y matices para convertirlo en un auténtico placer. Un pan que fuera el maridaje perfecto, y no un mero acompañante.

Marc Martí de la panadería Triticum en Barcelona, Antonio Ramos del Obrador de San Francisco en Madrid, Guillermo Moscoso de Pan da Moa en Santiago de Compostela, Paco Roig líder de la panadería con su mismo nombre en Valencia, Manuel Losada  panadero en The Loaf, San Sebastián y Daniel Ramos que capitanea el horno La Cremita en Chicana de la Frontera, Cádiz, presentaron sus creaciones ante un jurado formado por especialistas gastronómicos, que cataba y valoraba cada uno de los panes junto a nuestro jamón.

Finalmente Marc Martí, junto a su socio Xevi Ramón, de la panadería Triticum, se alzaron con el premio gracias a un pan al que ha llamado Coc(k) Ibérica. Una especie de focaccia con un ligero ácido láctico que no disfrazaba el sabor de nuestro jamón, y con una textura crujiente y un aspecto alveolado. Características que encajaron a la perfección con el bajo punto de sal y el ligero toque “dulzón” de nuestro jamón.

Desde Carrasco Ibéricos queremos agradecer la participación a todos los finalistas, los miembros del jurado y presentador así como a la organización de Madrid Fusión por haber confiado en este nuevo reto que ha tenido una gran acogida en el congreso y entre los medios.

¡Hasta el año que viene!

El pan perfecto para comer con nuestro jamón

Un año más, seremos uno de los asistentes a Reale Seguros Madrid Fusión y dentro de las actividades del congreso, hemos lanzado un concurso con el que pretendemos encontrar el pan perfecto para disfrutar de nuestro jamón, queremos llevar un paso más allá la experiencia de degustar nuestro mejor producto. Nace así el Desafío Pan Ibérico Carrasco, un concurso que plantea el reto de encontrar un pan que no sólo esté a la altura de nuestro jamón, si no que resalte todas sus características y matices para convertirlo en un auténtico placer.

Los finalistas seleccionados son: Marc Martí de la panadería Triticum en Barcelona, Antonio Ramos del Obrador de San Francisco en Madrid, Guillermo Moscoso de Pan da Moa en Santiago de Compostela, Paco Roig líder de la panadería con su mismo nombre en Valencia, Txomin Jauregui  panadero en The Loaf, San Sebastián y Daniel Ramos que capitanea el horno La Cremita en Chicana de la Frontera, Cádiz.

Todos ellos tendrán que presentar una receta original de pan que resalte el sabor y matices de nuestro jamón ibérico y defenderla ante un jurado en Reale Seguros Madrid Fusión. ¡Un reto nunca visto antes!

Hasta la final del concurso, que tendrá lugar en el escenario de la sala polivalente de Reale Seguros Madrid Fusión el 29 de enero, no podremos conocer al ganador pero sí saber más de la evolución de este original reto culinario y de sus finalistas, a través de nuestras redes sociales. ¡Síguenos en @carrascoiberico!

 

 

 

BBVA FOOD CAPITAL con sabor ibérico Carrasco

Desde Carrasco Ibéricos hemos querido seguir apostando por nuestra presencia en el BBVA FOOD CAPITAL, que en su segunda edición, más consolidada y profesionalizada, ha tenido una participación de más de 1.600 personas.

Del 28 de noviembre al 2 de diciembre la capital vizcaína ha sido cita, en el Hotel López de Haro, de ponencias, showcookings, mesas de debate, y restaurantes pop up liderados por auténticos genios de la gastronomía como Aberto Ferruz, Joao Rodrigues o Chele González.

“Del bueno no es un tipo de jamón” ha sido la aportación de Carrasco Ibéricos, donde los asistentes pudieron adentrarse en la anatomía de nuestro jamón ibérico y participar en un análisis sensorial de las distintas partes del mismo, descubriendo sabores y matices hasta ahora desconocidos. Además, de la mano del chef Igor Ruíz, pudieron descubrir nuestro jamón ibérico como el mejor sabor umami y sus versátiles aplicaciones en la cocina, degustando distintas creaciones, entre otras un espectacular pan brioche Ibérico con tartar de presa y jamón Ibérico de bellota Carrasco.

El broche final, una cena en beneficio de la Fundación Síndrome de Down, donde nuestro jamón también se encargó de poner un toque de sabor ibérico.

Nos vemos en la próxima edición del BBVA FOOD CAPITAL.

Vuelve el jamón por Navidad

La Navidad es una época cargada de tradiciones, ¿es el jamón ibérico una de ellas? En Carrasco no nos cabe la menor duda. Vuelven las luces navideñas, vuelven las campanadas, vuelven las vacaciones, pero también vuelve el jamón.

Nos ilusionamos con que nuestra cesta de Navidad de empresa lleve un jamón ibérico, nos vemos cientos de videos en internet para aprender a cortarlo, nos peleamos por ver quién es el rey del cuchillo en casa y nos enfadamos si alguien lo toca y lo destroza sin permiso.

Efectivamente, esto es ya una tradición. Por eso mismo, estas navidades, pon un jamón ibérico Carrasco en tu casa, lo tienes fácil, visita nuestra web y te lo enviaremos directamente desde nuestros secaderos de Guijuelo.

#vuelveeljamónpornavidad, vuelve Carrasco.

Estamos de estreno

En Carrasco estamos de estreno.

Por un lado nuestra nueva imagen, fresca y renovada. Porque somos una marca innovadora, con una visión vanguardista y con ganas de hacer disfrutar a través del conocimiento y del sabor de nuestros ibéricos.

Por otro lado, nuestra nueva página web, donde no solo encontraréis información sobre nosotros y el mundo del ibérico que nos rodea. También tendréis acceso a todos nuestros productos con un solo click. Toda nuestra gama de productos de bellota ibéricos, enviados directamente desde nuestros secaderos de Guijuelo, Salamanca, a tu casa.

Os animamos a descubrir nuestro nuevo universo digital e ibérico.

Carrasco, el regalo perfecto

En esta época del año nos volvemos locos buscando el regalo perfecto. En Carrasco, este año, te lo ponemos más fácil que nunca.

En nuestra nueva web podrás tener acceso a un montón de productos especiales todos ellos siempre con una presentación cuidada y perfecta para regalo.

Nuestro estuche especial “Diccionario del ibérico” un pack original, que contiene loncheados de paleta, lomo, chorizo y salchichón ibéricos de Carrasco, ideal para regalo.

Nuestra clásica lata de lomo ibérico Carrasco, perfecta para no ir con las manos vacías a casa de familiares y amigos.

Y como no, el rey, nuestro jamón de bellota ibérico, que podemos enviártelo en pieza entera o ya loncheado, como prefieras.

Visítanos en www.carrascoibericos.com  #vuelveeljamónporNavidad, vuelve Carrasco.